En conjunto en el comedor, sola en la sala de estar, en el dormitorio en un rincón o en una boda romántica. El estilo Luis XV en sillas vuelve a decir presente en la decoración sumando inspiración a la ambientación. ¿Es de tus favoritos el francés? De qué se trata y donde destacar este clásico reinventado, con la guía de una fábrica de muebles premium artesanal.

Renovado y listo. De elegante a los más osados colores vivos y tapizados que ganan personalidad. Las sillas y sillones Luis XV permiten la armonía de decenas de espacios deco y eventos que pueden ir de lo tradicional a lo más moderno. En esa capacidad de adaptación está gran parte de su éxito, afirma el equipo de Cardiff, una empresa de mobiliario hecho a mano que lidera el espacio de creaciones únicas en madera de demolición.

Un breve repaso a la historia de este imperio inspirador

Luis XIV, Luis XV y Luis XVI fueron grandes influenciadores de la decoración, al punto de serlo mucho más allá de la política y el reinado, considerándose hasta frívolos. En ese entorno, se ocuparon buena parte de sus años a darle novedosos aires de diseño al Palacio de Versalles que ocuparon, así como al entorno. Con el tiempo, se volvería un sello distintivo que no reconocería fronteras, pero sí mucho ojo para examinar las diferencias entre uno y otro.

En particular, el estilo Luis XV la decoración hace hincapié en el rococó: el progreso de lo barroco del Rey Sol, en especial confusa, irregular y elegante. Así, las piezas creadas para espacios íntimos y chicos ganan romanticismo y seducción. Se alejan de las elaboraciones enredadas y hacen sencillo su armado, aunque no tanto su interior. Un ejemplo son las sillas y sillones que no llevan travesaños y los reemplazan por patas rígidas, pero no rectas, esculpidas con líneas finas que dejan reconocerlos a primera mirada. De base en hierro forjado, utiliza cuero y tejidos como el terciopelo, pana, ratán o lino.

Decorar con sillas Luis XV: el retorno de la seducción

Para quienes entienden de equilibrio de combinaciones y juego de interiorismo, las piezas antiguas o vintage unidas a elementos más nuevos como un cuadro de pie abstracto o una manta de lana, logran recrear verdaderos decorados de ensueño, capaces de dar refugio, calma y gusto, a placer.

En esos pequeños detalles y contrastes es que gana gran terreno el estilo francés traído a nuestros días y al alcance de un clic. ¿Dónde visualizarlo? En la misma web de esta fábrica es posible encontrar ideas deco y alternativas en su sección de sillas de estilo, en la que se pueden hallar las más sofisticadas, con aires nuevos y originales. Por originalidad, vuelta a lo retro y romanticismo, las sillas Luis XV de estilo artístico decorativo se llevan todas las miradas, y preferencias.