El aislamiento obligatorio a causa del Coronavirus favorece la relación entre las mascotas y sus dueños, dado que es una excelente oportunidad para pasar tiempo juntos y compartir momentos a lo largo del día.

Sin embargo, en ocasiones las mascotas, al igual que los seres humanos, sufren de aburrimiento y ansiedad como consecuencia de pasar largas jornadas sin salir a la calle ni poder descargar energía.

Si los paseos cortos o las visitas a alguna de las múltiples sucursales de Natural Life para comprar alimento para tu perro ya no son suficientes para que se mantenga entretenido, es hora de pensar en otra alternativa.

Te presentamos algunos juegos que podés hacer para que los días junto a tu amigo de cuatro patas se hagan más llevaderos.

-Juego para que lleve objetos

Para fomentar la inteligencia de tu perro, nada mejor que ponerlo a hacer una tarea que requiere atención y concentración.

Lo primero que tenés que hacer es indicarle el nombre de algún objeto de tu hogar, por ejemplo un gorro. Una vez que ha comprendido la asociación entre la palabra y el elemento, debés pedirle que te lo traiga.

“Traeme el gorro”, la bufanda, los guantes o cualquier elemento que hayas elegido. De esa forma, se acostumbrará a estar atento y a ayudarte con pequeñas labores.

-Juego de los trapos

Con esta actividad podrán desarrollar el olfato, dado que consiste en tomar cualquier paño sin uso y colocar un poco de su alimento balanceado adentro, luego enrollarlo y ponérselo adelante para que lo huela.

A continuación, debés que esconderlo en algún lugar de la casa que sea accesible para el animal. De esta manera, usarán su hocico para poder encontrarlo y acceder al premio, que es el alimento.

Tené cuidado de no poner mucha cantidad para que no termine comiendo demás, porque puede afectar su salud.

-Juego de la adivinanza

Esta actividad consiste en tomar un objeto que le agrede a tu perro o bien un puñado de su alimento y colocarlo dentro de una de tus manos, sin que te vea.

Luego presentarle los puños cerrados y dejar que olfatee hasta encontrar dónde está el elemento.

Si acierta, tiene derecho a comerse la comida o a jugar con el objeto. Caso no lo haga, tendrá que intentarlo hasta tener éxito.

Al igual que la actividad anterior desarrolla la inteligencia y agudiza el sentido del olfato.

-Juego “arriba y abajo”

Si tenés escaleras en tu casa, una excelente forma para que se mantenga activo es lanzar su objeto favorito hacia abajo y pedirle que te lo vuelva a traer.

Caso no cuentes con una casa de dos pisos, podés lanzarlo a otra habitación para que corra a devolvértelo.

De esta forma se mantendrá activo y entretenido.

Es fundamental que no excedas demasiado el tiempo del juego para que no se agote ni asocie diversión con cansancio.

Si querés ver más opciones de actividades para tu perro, podés consultar con tu veterinario de confianza.